fbpx

Tormenta política a costa del catalán

Varias décadas de dictadura franquista y de marginación escolar y académica no pudieron acabar con el catalán un sólo ápice. Tenía buena salud. Se enseñaba en los hogares. De otro modo – no del mismo -, algunas décadas de gobierno democrático nacionalista y de orientación muy preferente hacia la catalanización de la escuela e instituciones académicas no han logrado erradicar la preferencia de tantos padres en Cataluña por el castellano. Por las mismas razones: tiene una excelente salud, se enseña en los hogares y, además, es una de las grandes lenguas universales. Y en auge. Ahora, estos padres simplemente piden la aplicación de la Carta Magna y el descenso a la escuela de la “cooficialidad”. Y el Govern dice que no quiere partir a la escuela en dos. Lícito. Pues estrújense la sesera para una fórmula imaginativa, que para eso les pagan. Acabose pues la época de confeccionar pueblos y naciones desde la escuela. Lo vi en las calles de mi ciudad: los indígenas andinos hablan Quécchua. Jamás lo aprendieron en las escuelas ni figuró en Constitución alguna.

Mis cosas en twitter: https://twitter.com/#!/frelimpio

4 thoughts on “Tormenta política a costa del catalán

  1. Federico says:

    Gracias por el interés y lo adecuado del tono y las reflexiones. Me parecen bien. Si es preciso proteger al catalán como lengua frágil y es preciso evitar la fragmentación de la comunidad educativa y social, nos queda al fin armonizar todo eso con los derechos de aquéllos que pidan educación vehicular par sus hijos en castellano. Con el ordenamiento jurídico en la mano, el TSJC les ha dado la razón. Yo sigo pensando que la solución es política e imaginativa.

  2. Anónimo says:

    Leyendo en diferentes blogs, es obvio que la immersión lingüística ha alcanzado la categoría de "hashtag" total.

    Sólo quería ofrecer mi humilde opinión acerca de la situación real de la escolarización en Cataluña. En esta comunidad autónoma, como ya sabéis, el catalán se encuentra como lengua preferente. Es decir, que la mayoría de las asignaturas son impartidas en catalán. En la práctica, esto no se cumple del todo y dependiendo del centro los porcentajes varían. En mi caso personal, tuve un 60 % catalán / 40 % castellano. En otros centros, estas cifras fluctúan aunque normalmente el catalán se emplea en mayor medida que el castellano. De todos modos, cuando los alumnos terminan el periodo de escolarización se pueden desenvolver sin dificultad en ambas lenguas de forma más que aceptable (equiparable, bajo mi punto de vista, al resto de comunidades autónomas). Volviendo a mi persona, en la actualidad creo que domino ambas lenguas más o menos por igual. Incluso más el castellano, siendo catalano-parlante.

    La inmersión lingüística en Cataluña siempre ha sido admirada por los excelentes resultados que ha otorgado, ya que es todo un lujo poder contar con dos idiomas que, posteriormente, facilitarán el aprendizaje de un posible tercero. Además, el catalán siempre ha sido el idioma con mayor número de hablantes en Cataluña, hasta que empezó a aumentar el número de personas de otros lugares del país.

    El problema del catalán es que es una lengua mucho más frágil que el castellano y requiere una protección especial ya que no tiene tanta fuerza como el español, aunque no signifique que sea una lengua menor. Por ese motivo, se acentúa en el enseñamiento del idioma catalán porque el proceso de sustitución lingüística va en aumento durante los últimos años.

    La inmersión lingüística, además, se votó hace muchos años y hasta ahora nunca se había cuestionado. De hecho, los partidos que representan (la gran mayoría) actualmente el Parlamento catalán están a favor de dicha inmersión, por lo que se "sobreentiende" que la gente "políticamente" está de acuerdo también.

    Cuando nos encontramos en una época de crispación, todo vale. Se utiliza el tema de la lengua para dividir (divide y vencerás) a la población catalana. Esta inmersión es un lujo que permite conocer mejor la cultura propia de Cataluña y siempre es una ventaja para el niño/a que recibe este tipo de educación (no hace falta mencionar la cantidad de artículos publicados acerca de las bondades del bilingüismo).

    Curiosamente, aquellos que defienden el bilingüismo ideal (50%-50%) no critican que los mass media (radios, revistas, cine, etc.) la oferta en catalán ni siquiera llegue al 5 % (exceptuando los periódicos). Hay bastantes personas que sólo hablan castellano y no catalán, pero difícilmente (casos siempre hay) encontrarás una persona catalano-parlante que no hable castellano (repito, alguna siempre hay).

    Con respecto a la creación de escuelas segregadas por el idioma, espero que no se llegue a cumplir nunca, ya que precisamente la rivalidad entre idiomas no representaría ningún cambio positivo. Ya tenemos otras comunidades que así lo aplican. El catalán requiere un mimo especial porque el uso 50% 50% en la escuela favorece la sustitución lingüstica (por su fuerte en presencia en los medios de comunicación y por la llegada continua de gente de otros países), con la consiguiente pérdida a la largo plazo de un bien tan preciado como lo es una lengua. Alicante es un buen ejemplo, y a la par una verdarera lástima. La riqueza cultural nunca debería ser un problema. Cuantos más idiomas mejor, pero respetando los que más dificultades tiene para sobrevivir.

    En definitiva, sólo quería escribir en esta reflexión porque consideraba que no todo puede ser tratado con una simple opinión, ya que el tema merece ser abordado desde muchos puntos de vista.

    Un saludo y gracias por leer hasta aquí.

  3. Anónimo says:

    Ante todo, gracias por el interés. Independientemente de cómo me llamen, me gustaría que me dieran alguna razón para el epíteto o descalificación. Acepto gustoso lo que sea. Por eso tengo este espacio abierto. Para promover el diálogo. Aunque tenga que ganarme algún que otro bofetón.

    Federico Relimpio

  4. Victor says:

    Gran reflexión. Pero me temo que te van a llamar de españolista, facha y fascista para arriba.

    Es lo que tiene esta España acomplejada de sí misma, y este pueblo español cobarde, que no luchar por sus derehcos ni reconoce su diversidad.

    Saludos cordiales.

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error

¿Te gusta esta web? Suscríbete y difunde